Redacción VCV Noticias.

Toluca, México; 23 de agosto de 2019. Los partidos políticos en un régimen democrático deben ser instrumentos no sólo de acceso al poder, sino instituciones que ejerzan funciones sociales y político-electorales en beneficio de la población, que transparenten el uso de los recursos públicos que reciben al mismo tiempo que reduzcan y hagan más eficiente su presupuesto, indicó la diputada Brenda Escamilla durante el foro de Transparencia, Anticorrupción e Integridad Electoral realizado ayer en el IEEM.

La transparencia y la rendición de cuentas en México, país que se ubica en la posición 135 de 180 dentro del Índice de Percepción de la Corrupción de Transparencia Internacional, son necesarias para erradicar la corrupción en el país, práctica incrustada en el seno de la sociedad porque fue utilizada como política de gobierno desde 1521 hasta 1701, durante los años en que la Casa de Austria reinó en Nueva España.

México es el sexto país más corrupto de América, detrás de Venezuela, Haití, Nicaragua, Guatemala y Paraguay, de acuerdo con el estudio de percepción de la corrupción en 2017 de Transparencia Internacional; junto con Rusia son las dos peores naciones del G20 evaluadas en este rubro.

Escamilla señaló que los partidos políticos tienen el mayor porcentaje de percepción de corrupción entre la población: el 91 por ciento de los mexicanos creen que son corruptos, seguidos por la Policía (90 por ciento), los servidores públicos (87 por ciento) y el Poder Legislativo (83 por ciento); en contraparte, el Ejército y la Marina son las instituciones con el menor índice (12 por ciento).

La diputada refirió que los escándalos de corrupción son ejemplos de la deslegitimación social de los partidos, que enfrentan señalamientos de mal manejo de recursos públicos, uso de recursos privados, cobros indebidos y funcionarios aviadores. Señaló que en los últimos años 41 gobernadores han sido señalados por actos de nepotismo y tráfico de influencias, de los cuales 16 fueron investigados y sólo cuatro detenidos, situación que hace patente que la corrupción es parte del Estado.

No obstante las legislaciones que obligan a los partidos a hacer pública su información presupuestal, seis de los ocho partidos políticos de la entidad cuentan con un banner en su página de internet que redirige al internauta a la página en Transparencia Fiscal: Morena, PAN, PRI, PRD, PT y MC, y sólo el Sol Azteca tiene en su sitio web su presupuesto para el ejercicio fiscal de este año.

Los recursos públicos de los partidos han sido tema de debate político respecto al monto con el que deberían operar. No obstante el discurso de austeridad de la 4T, el presupuesto del 2020 para estos órganos será mayor que el del presente año. El INE aprobó a inicios de este mes las prerrogativas del siguiente año: 5 mil 239 millones de pesos para siete partidos. Morena será el más beneficiado, pues obtendrá mil 653 millones 944 mil 796 pesos (4 millones y medio al día). El IEEM por su parte también aprobó un presupuesto bastante elevado para el siguiente año: mil 595 millones 2 mil 787 pesos.

Deja un comentario