26 mayo, 2024

Monstruo de Toluca: las múltiples caras de las redes sociales

Monstruo de Toluca: las múltiples caras de las redes sociales

Múltiples son ya los perfiles en Facebook y, en ellos, mensajes sobre sus supuestos crímenes pero ¿son reales las cuentas del «Monstruo de Toluca»? La única verdad la conoce él, Óscar García Guzmán, quien sigue libre en las calles del Estado de México, la entidad donde hace muchos años llegó el terror y nadie ha logrado expulsar. El Estado que encabeza la lista en feminicidios a nivel nacional. El Estado donde las mujeres cuidan sus pasos y caminan cubiertas por una capa espesa de miedo e incertidumbre queriendo siempre volver a casa y no sabiendo si lo harán. Un Estado cuyas autoridades soslayan la seguridad pública por vivir realidades ajenas y distantes a las del mexiquense promedio; donde el 42.7 por ciento de su población (7 millones 546 mil 500 personas) vive en condición de pobreza según datos de 2018 del Coneval.

Marco A. Rodríguez Soto

Toluca, México; 2 de diciembre de 2019. Facebook, la red social más utilizada en el mundo de acuerdo con los sitios We Are Social y Hotsuite, es también una de las plataformas más populares para realizar fraudes y otros engaños. Tan solo en 2018 el FBI informó haber recibido al menos 18 mil 500 quejas de víctimas de fraude, y pese a que las medidas de seguridad se han robustecido en el sitio referido, éstas no han sido suficientes para frenar el índice de cuentas falsas y duplicadas.

El más reciente informe de la plataforma, lanzado en febrero del año corriente, revela que una de cada seis cuentas creadas son falsas; es decir, 371 millones, mientras que la cifra de duplicadas asciende a 255 millones.

Los motivos son diversos, no obstante, en su mayoría son introducidas para espiar a algún usuario que haya bloqueado a otro –o no se tengan agregados- y a través de la cuenta falsa éste tiene la oportunidad de revisar lo que el otro publica. También se generan para conseguir popularidad falsa a través de “likes”, comentarios y compartidos, aunque claro que no son las únicas razones, pero quizás sí las más comunes.

Un caso de esta índole se observa con el criminal Óscar Guzmán García, el hombre que habría asesinado y ocultado los restos humanos de al menos tres femeninas en un domicilio de Villas Santín, en Toluca, y quien, hasta el momento, sigue prófugo de la justicia y consecuentemente impunes sus delitos.

Basta teclear el nombre del sujeto con y sin acentos para identificar al menos dos cuentas que presuntamente corresponden al burdamente llamado “Monstruo de Toluca”.

De este mismo sujeto aparece otro par de perfiles bajo el alias de Alexander Anderson, donde pueden leerse noticias alusivas a sus crímenes y la fascinación por los mismos, su gusto por las artes marciales así como el cartel donde la Fiscalía de Justicia mexiquense (FGJEM) ofrece hasta 300 mil pesos “a quien o quienes aporten información útil, veraz y oportuna, relacionada con la investigación que realiza esta Institución para la localización y aprehensión de Óscar García Guzmán”. SIC

Algo hay de cierto: ninguna de las cuentas ha servido a las autoriades de justicia ni a la policía cibernética para detener al responsable de al menos tres feminicidios, y es que en México no existe un grupo consolidado que vele por la seguridad en la también llamada red de redes.

En los cuatro perfiles pueden notarse inconsistencias ortográficas y redaccionales, comenzando por el uso de mayúsculas y minúsculas en unos y sólo mayúsculas en otros; por no hablar de la acentuación y el uso de lenguaje, lo cual hipotéticamente hace pensar que se tratan de cuentas falsas.

De acuerdo con el ingeniero en Sistemas Computacionales y experto en ciberseguridad Héctor Soto, la práctica es común y muchas veces empleada para futuros engaños a través de chantages; sin embargo, advierte también que en caso de pertenecer todas las cuentas referidas a Óscar, éste podría estar provocando intencionalmente confusión entre los cibernautas a fin de distraer la atención de las autoridades policiales pues en vez de perseguir una sola cuenta, ahora tendrían que hacerlo con todas las creadas supuestamente por el multihomicida.

Explicó a este medio los engaños más comunes de los ciberdelincuentes. Uno de ellos es obtener el primer click de la víctima para, entonces, tener acceso a sus cuentas e incluso contraseñas. Es sencillo –dice-, algunos se valen de una falsa plantilla de Facebook aparentando un inicio de sesión cualquiera para que ahí anoten tanto correo o número y contraseña. Una vez obtenidos, así la persona haya permitido a la computadora recordar las contraseñas, el ciberdelincuente se apropia de la información e identidad de la víctima.

“Para ese hombre (Óscar) quizás no sea el objetivo y más bien podría tratarse de una estrategia para distraer la atención a través de las cuentas falsas y, con ello, librar la justicia”.

Ha transcurrido poco más de un mes desde que públicamente se conociera el atroz hallazgo en el predio de Villas Santín y decenas de hipótesis y ficciones se han escrito en torno, sin embargo la única verdad la conoce él, Óscar García Guzmán, quien sigue libre en las calles del Estado de México, la entidad donde hace muchos años llegó el terror y nadie ha logrado expulsar. El Estado que encabeza la lista en homicidios dolosos contra mujeres, con 272 casos y 13 mil 967 lesiones dolosas además de 95 feminicidios en lo que va de enero a octubre de 2019.

El Estado donde las mujeres cuidan sus pasos y caminan cubiertas por una capa espesa de miedo e incertidumbre queriendo siempre volver a casa y no sabiendo si lo harán. Un Estado cuyas autoridades soslayan la seguridad pública por vivir realidades ajenas y distantes a las del mexiquense promedio. Donde el 42.7 por ciento de su población (7 millones 546 mil 500 personas) vive en condición de pobreza según datos de 2018 del Coneval.

**Te puede interesar: Cuidado con lo que publicas en redes sociales; puedes ser víctima de fraudes y otros delitos que incluso atenten contra tu vida https://youtu.be/hVZHIBjQXvQ

Cuéntaselo a todos

Noticias relacionadas

Suscríbete a nuestro boletín de noticias