18 mayo, 2024

El último relato del Monstruo de Toluca

Miguel Alvarado

Toluca, México; 7 de diciembre de 2019. Lo más terrorífico de un asesino como Óscar García Guzmán es que narre con absoluta sangre fría cómo mataba a sus víctimas. Prófugo hace un mes y medio, utilizó muros de facebook para escribir lo que consideraba era el resultado de su inteligencia y fortaleza, una batalla por la vida y la aplicación de la ley del más fuerte, cuyo desenlace no era otro que la muerte, la ejecución sumaria. No lo motivaba el dinero o el robo. Había otras cosas que lo impulsaban a hacer lo que hizo.

García Guzmán, de 28 años, escribió y escribió y siguió haciéndolo desde su limitada capacidad, que sin embargo le permitió contar, con el arte del miedo, cómo actuaba. Su carnívoro cuchillo tomó impune la vida de nueve personas, según sus propios cálculos, y gracias a eso cobró notoriedad inmediata. Obtuvo además un apodo, con el cual se sintió identificado porque lo perfiló de inmediato como el terror público en el que se convirtió, por lo menos durante un mes y medio, y lo dotó de un arma que jamás pensó poder utilizar: la palabra. Sí, pero una retorcida, manchada de sangre, despojada de mérito alguno porque la usó para arrebatar heridas y dejar para siempre instalado el dolor como un estado puro, que no podrá contrarrestarse, en quienes sobrevivieron a él.

El Monstruo de Toluca se dedicó a matar desde 2006, como él mismo lo ha dicho en un escrito que envió a este portal electrónico desde un link, y al que incluso dio formato editorial. Ahí, en un balbuceo, dio a conocer que sus crímenes comenzaron con el homicidio de su padre biológico en 2006, lo cual sucedió en la misma casa de Villas de Santín, en la calle de Ponciano Díaz 136, la misma en la que vivió durante 10 años, tranquilamente: “después de matar a mi padre en el 2006 en villas santin supe que sería un asesino en serie”, escribió García para explicar algo que nunca hallará justificación. No dice por qué lo habría hecho pero su palabra reafirma su condición de paria, de ejecutor sinsentido emanado, sin embargo, de una sociedad que le dio las armas y las herramientas para convertirse en lo que ahora es.

El viernes 6 de diciembre de 2019, esposado de pies y manos, el Monstruo caminó entre una docena de agentes de la Fiscalía, que lo bajaron del vehículo que lo transportó al penal de Almoloya desde la Ciudad de México. Lo recibieron ocho custodios, y quien lo tomó lo redujo de inmediato. Óscar García Guzmán tuvo que caminar agachado los últimos 15 metros que lo separaban del gran portón verde que da acceso a la penitenciaría, mirando abajo. La vestimenta negra que llevaba puesta la noche del viernes lo confundía con aquel pelotón de resguardo, con el cual se mimetizaba como un recordatorio siniestro del pasado, cuando trabajaba para empresas de seguridad privada locales y vigilaba la Central de Abastos en Toluca, y había hecho amistad con policías municipales.

Estaba confiado en que no lo atraparían y por eso se volvió laxo. Pero a la distancia y después de repasar una y otra vez los mensajes que puso, los comentarios que hizo, da la impresión de que estaba volviéndose loco, de caer en esa locura que no tiene regreso. Cometió errores elementales como enviar mensajes en las redes sociales de esta empresa editorial, a las cuales seguía de manera obsesiva. “NADA MAL ALMENOS INVESTIGAN MEJOR QUE LA FISCALIA JAJA”, dijo minutos después de que se publicaran por primera vez sus actividades electrónicas.

Y, con todo eso, parecía que vivía felizmente en la ciudad de México, ayudado por no se sabe quién, protegido no se sabe por qué.

El fin de semana pasado el Monstruo acudió al Knot Fest 2019, un festival de música de metal, y fue ahí que la Fiscalía pudo, por fin, detectar su ubicación. El viernes 6 -narra el reportero Carlos Jiménez, del portal C4noticiasMx- la policía volvió a ubicarlo, esta vez por la zona del Politécnico, en Zacatenco en la alcaldía Gustavo A. Madero, pero ahora dieron con él porque se conectó a la red pública del IPN.

Como casi siempre sucede en casos así, la detención podría calificarse de ridícula si no fuera porque hacía por lo menos 12 años que Óscar García Guzmán mataba con total impunidad. En el momento de su captura, comía una torta cuando fue rodeado por agentes, a quienes amenazó con sus habilidades de artes marciales. Quien presumió públicamente de haber matado hasta a nueve personas se vio reducido a su realidad miserable y así actuó en consecuencia: sacando dulces de entre sus ropas, amenazó con suicidarse diciendo que estaban envenenados, pero ni siquiera pudo abrirlos porque los seis oficiales le cayeron encima.

Al Monstruo lo capturaron comiendo tortas y todavía habrá que juzgarlo y condenarlo porque hoy, a esta hora, “se le debe considerar inocente hasta que sea dictada una sentencia condenatoria en su contra”.

En las entrañas de Almoloya el multihomicida afrontará un camino que él mismo comenzó a recorrer en 2006, cuando según sus propios relatos, mató a su padre en la casa que después habitó por diez años, y que ahora se convertiría en un símbolo del miedo y la impunidad porque ahí se encontraron los cuerpos de tres mujeres, el 31 de octubre de 2019. Jessica Jaramillo Orihuela, de 23 años, fue hallada boca abajo, asfixiada en la bañera de aquella vivienda y los cuerpos de Martha Patricia Nava Sotelo y Adriana González Hernández estaban enterrados en el patio, debajo de las pequeñas casas donde dormían los perros del asesino.

De acuerdo con testimonios de vecinos, el Monstruo de Toluca, actualmente de 28 años, también habría matado a su padre:

“Se estaba diciendo que mató a su padre y, luego, lo descuartizó allá donde vivía. Era una fichita y ahora anda suelto, creo que sabe artes marciales, y ve, ahí por esa ventana, se ven piedras”, reprodujo hace unos días el periódico La Prensa, en una de sus notas referente al caso.

II

El último relato del Monstruo de Toluca está escrito compulsivamente y en un solo párrafo, de un tirón, sin puntuación. Óscar García Guzmán pudo ponerlo en uno de sus muros de facebook, los cuales borró después de manera definitiva, lo cual presagiaba su detención, incluso su intento suicida.

3 de diciembre de 2019

Oscar García Guzmán

Licenciado En Psicología

Confesiones De Un Asesino En Serie

Capítulo 1

“Pelea A Muerte”

Muertes de Mónica Chávez Cuate y Su Padre Tomas Chávez Creo Su Otro Apellido Era Cásares.

”Lunes 10 de septiembre del 2012 me dirijo a la casa de Mónica desde en aquel entonces mi domicilio en villas santin al ver que salió y me ignoraba la amenace con un cuchillo, pero echo a correr entonces la ámense diciéndole que si no regresaba mataría a su familia pero no me quiso escuchar y se fue, entonces entre a su casa por la fuerza me metí por la ventana del baño por la cual si cabía y conocía la casa porque ya me había quedado a dormir ahí entonces su papa el señor Tomas Chávez me descubrió y me dijo que hacia le conteste que su hija […] me las iba a pagar el señor todavía intento disuadirme de que habláramos e me invito a sentarme en la sala pero justo cuando me dio la espalda ataque sin duda sin miedo sin compasión empezamos a pelear pero yo tenía ventaja ya que desde siempre me han gustado las artes marciales antiguas o militares y además estaba armado con un cuchillo lo apuñale repetidas ocasiones pero la adrenalina del momento lo impidió caer salió de su casa corriendo y subiendo las escaleras del patio que dan a la calle pero lo alcance antes de que llegara y lo apuñale de manera letal haciendo que este callera lo arrastre de regreso a su casa donde al parecer solo se encontraba el tenían varios perros como 11 entre ellos perros pastor alemán que me ladraban con ganas de matarme por herir a su amo pero los tenían amarrados aun así no me importo en ese entonces ya había matado a mi padre en verdad estaba desatado mentalmente sentía que tenía la inteligencia para hacer lo que quisiera o al menos así lo demostrada mi vida, cuando lo metí a la casa lo recosté en el sillón y cuando vi de reojo que debajo de las escaleras que dan hacia los cuartos de arriba había un hacha enorme la tome y lo empecé a golpear en la cara dejándole tajos enormes en el rostro hay supe con certeza que el señor había muerto y que mis conocimientos en artes marciales me darían ventaja sobre cualquier otra persona por eso y hasta la fecha sigo entrenando el letal krav maga, ya muerto el señor Tomas Chávez me senté a desayunar en la cocina me prepare café tenían alegrías y comí uvas en lo que pensaba que procedería después, me subí a revisar los cuartos donde halle en el cuarto de los señores que había un arma de fuego calibre 22 la tome y decidí esperar en la casa a que llegara la familia de Mónica o ella para matarlos, entonces encontré el horario de Mónica pegado en una pared sabía a qué hora saldría y llegaría pero en ese era de perfil extremo no pensaba las consecuencias solo en las ganancias y matar desde la primera vez me fascino, después de matar a mi padre en el 2006 en villas santin supe que sería un asesino en serie, llego Mónica de su trabajo me parece me conto que era maestra de preparatoria creo en Toluca Mimiapan, Musuquilpan o un pinche pueblo horrendo de esos lares, entonces tenía dos horas libres junto al cadáver de su padre entonces lo tape con una cobija todo el cuerpo le puse una imagen religiosa boca abajo que halle en la casa cerca de su cabeza y puse el cuchillo y el hacha enfrente del sillón de donde estaba el cuerpo para que las autoridades los vieran en ese entonces era un novato estoy seguro que deje huellas a diestra y siniestra pero como saque mi INE hasta los 24 supongo jamás se molestaron en seguir buscando coincidencias de huellas de lo contrario me agarran en otro país les juro que desde que mate a mi padre me hubieran agarrado pues cometí demasiados errores en fin, llego Mónica la vi bajar esas enormes escaleras que dan a la calle entonces vi que se detuvo pues al parecer estaba viendo un zapato no me di cuenta que se le cayó al papa pero estaba lleno de sangra lo comprobé después entonces la vi dudosa de entrar y salí corriendo por ella grito pero la alcance a callar a punta de golpes y la metí a la casa donde al ver a su padre en el sofá era obvio ya que era el único que estaba empezó a gritar otra vez entonces con la inteligencia y manipulación que caracteriza a un legítimo y autentico asesino serial le dije que su papa estaba inconsciente pero vivo y que si quería que no lo matara que se fuera conmigo y que en mi casa llamábamos a una ambulancia pero que se tenía que calmar por que no la podía sacar así y que si intentaba hacer algo le metía un balazo en la cabeza, y así es como empezó un camino con Mónica Chávez Cuate que terminaría el jueves 27 de septiembre que la asesine la torture 17 días pero no aguanto más así que la mate,, me la lleve a la casa de villas santin ubicada en Ponciano Díaz número 136 en Toluca, esa casa aún estaba deshabitada y yo lo sabía y yo tenía llaves me aproveche de la soledad que una casa propia te da, estando dentro le deje marcar a su mama hasta donde recuerdo su mama se llama Martha y su hermana Verónica y esta tenía un bebe le marco a su mama y le dijo que fuera a la casa que era urgente y esto solo lo sé yo y la ama y los más cercanos al caso porque lo busque en internet periódicos y fueron muy herméticos hasta la fecha, su mama era insistente en saber que había pasado pero le colgamos supongo la madre si fue a su casa a ver qué pasaba me hubiera gustado ver su cara cuando hallo a su esposo mutilado y con signos de una pelea a muerte donde solo el más fuerte domina y tiene el derecho a toar tu vida, tuve a Mónica 17 días más porque sé que dos días antes de mi cumpleaños la asesine a golpes la envolví en un burro a los que le llaman diablos y después ese lo metí en cajas para que pareciera algo grande lo cual el taxi me creyó llegue el municipio de Huixquilucan en la colonia el mirador frente a la gasolinera que esta del mirador a la escuela secundaria técnica número 19 José Alonzo Huetzin Apocatzin lo sé por qué yo iba en esa, y la avente a la barranca que está cruzando la calle frente a esa gasolineria me valió verga si alguien me veía en verdad estaba desquiciado en ese entonces le deje un mensaje pegado en la frente […] y eso solo lo han de saber las autoridades o las fotos del peritaje que estuvieron en la escena porque hasta donde me entere la encontraron el lunes por que por ahí pasan los chavos de la secundaria que mencione ya nunca supe si fue a dar a una fosa común o si sus familiares la encontraron pues repito ese caso jamás llego a la internet ni a periódicos estuve investigándolo como 2 años”.

Además, junto con el texto anterior envió capturas de pantalla con las fotos de la ubicación de la casa que había violentado y daba la dirección aproximada: Santiago Tejocotillos, en Xonacatlán, Estado de México.

«Esta es la entrada a Tecojotillo es la entrada que deben seguir para hallar a la señora marta y explicarles quien mato a su esposo e hija ahorita les pongo la foto de la casa donde mate al señor Tomas Chávez».
«Esta es la entrada de la casa donde vivía Mónica Chávez Cuate que estudio en la UTVT De Toluca y de su padre quien por meterse en mi camino y defender a su hija lo tuve que matar».

III

En la casa de Toluca donde vivía el Monstruo había un cuaderno negro en el cual escribió los nombres de cinco de sus víctimas. El asesino dijo que no pudo apuntar el de Jessica Jaramillo, quizá su última víctima, porque no le dio tiempo, pues preparaba su escape.

“ESTA LA MATE EN FEBRERO DE 2018. ENTERRADA DEBAJO DE UNA DE LAS CASAS DE MIS PERROS.

ESTA LA MATE EN FEBRERO DE 2019. ENTERRADA DEBAJO DE LA OTRA CASA DE MIS PERROS.

ESO DE LA CISTERNA ES UNA MENTIRA.

ESTA LA MATE EXACTAMENTE EL 25 DE OCTUBRE, ANTES DE LAS DOS DE LA TARDE».

Fuentes de la propia Fiscalía han dicho que en esa vivienda estaba, también el cuerpo de un hombre que no han logrado identificar, pero que podría ser su padreo quizás el cuerpo del padre de alguna víctima. Gracias a su constante presencia en redes sociales, Óscar García dejaba entrever la negrura de su vida, el hálito siniestro que por ahora sólo proporciona puertos lejanos donde apenas se puede atracar. Por ejemplo, estudió en la localidad de San Cristóbal Texcalucan, en la secundaria técnica José Alonso Huetzin Apocatzin, que amaba a sus mascotas más que a nada en su vida, que parte de la dirección de su correo electrónico era “andersonalexander” y que usaba el servicio de Gmail, donde además tenía guardados sus documentos más importantes, como el gafete que lo acreditaba como alumno de la Universidad, y que envió al muro de facebook de Viceversa, el cual decía que estudiaba la licenciatura en Psicología con el número de cuenta 315026201, con vigencia hasta agosto del 2022. También navegaba en sesiones de “incógnito”, casi siempre en computadoras públicas de plataforma PC y tenía sus documentos más importantes guardados en su correo.

– Ya encerio -dijo en un mensaje a VcV- los ve más metidos en la investigación que la misma Fiscalia ademas me gusta mucho cómo editan las imagenes saludos de un asesino serial jaja

En realidad, nadie sabe a cuántos ha asesinado y la historia que García Guzmán ha contado se ha armado a trozos, como las historias que provienen de los monstruos.

Antes de que fuera capturado, el fiscal del Estado de México, Alejandro Gómez Sánchez dijo en público lo obvio. Pero también dio a entender que estaban cerca.

– A ver, primero no sabemos si es Óscar. Primero seamos muy conscientes de que se trata de una cuenta de facebook que está haciendo, digamos, este tipo de manifestaciones. No sabemos si pueda o no ser Óscar. Eso por un primer punto. Y (el) segundo punto es: nosotros no nos vamos a dejar enganchar por las afirmaciones o no afirmaciones que vaya a llevar a cabo este sujeto. Yo tuve oportunidad de platicar con los familiares de Jessica , esto apenas el día de ayer, desde luego antes que otra cosa me solidarizo con ellos, eeeh, por la pérdida lamentable que han tenido y pu’s seguimos trabajando en la localización de este sujeto y lo vamos a presentar, tarde que temprano, ante la autoridad judicial. No nos enganchemos con sus supuestos mensajes.

Gómez Sánchez ya había pasado momentos difíciles en las entrevistas multitudinarias que ofreció sobre el tema, y sabía de la responsabilidad que la Fiscalía tuvo respecto de la fuga del asesino.

El 31 de octubre de este año la Fiscalía allanó el domicilio de García Guzmán, en la calle de Ponciano Díaz número 136, en la colonia Villas de Santín, y encontró los cuerpos de Jessica Jaramillo Orihuela, a quien el asesino había llevado ahí. Después de cuatro días, con la familia de la chica haciendo guardia afuera de la casa, la mató asfixiándola. También estaba el cuerpo de Martha Patricia Nava Sotelo, desaparecida el 9 de febrero 2019 y semienterrada en el patio de aquel lugar junto con otro cuerpo, aún sin identificar, pero que correspondería a Adriana González Hernández, de 27 años, quien fue vista por última vez en la colonia El Ranchito de Toluca, el 24 de marzo de 2017. El multihomicida había publicado perfiles de las chicas muertas antes de que por lo menos Martha Patricia fuera identificada oficialmente. La actividad de ese muro cesó en cuanto el Monstruo huyó y muy poco de su contenido permanece visible.

La Fiscalía mexiquense cometió errores garrafales que tanto a Jessica como a Martha Patricia les costaron la vida. Primero, no obtuvo a tiempo una orden de cateo y tardó cuatro días para entrar a la casa del Monstruo, a pesar de que los padres de Jessica la habían visto con vida asomada por una de las ventanas. Jessica murió horas antes de que llegara la policía, la cual había hablado antes con el asesino, en las puertas de su casa. Él les negó la entrada y hasta acudió a las instalaciones de la Fiscalía para declarar que si bien conocía a Jessica, la había dejado a bordo de un taxi y que después le había perdido la pista. Los familiares de la segunda chica identificada, Martha Patricia, refirieron después que ellos también habían llegado al domicilio del Monstruo, pues el GPS señalaba la vivienda como el último lugar donde estuvo la chica, pero que la Fiscalía nunca les hizo caso ni los ayudó para entrar.

– Bueno, si se hubiera entrado antes, habría sido muy probable que se hubiera encontrado con vida. Aquí uno de los temas es que aparentemente, subrayo, aparentemente, ella se encontraba, con los datos que se tenían, es que aparentemente se encontraba de manera voluntaria en ese domicilio, y por es que la autoridad judicial determinó que no había un dato de emergencia, digamos como para poder acceder sin una orden de cateo- dijo el fiscal Gómez Sánchez, antes de retirarse presuroso.

El Monstruo cerró sus muros de facebook después de que VcV Noticias publicara los contenidos que había posteado hasta el domingo pasado. Cerca de las 20:30 esos muros, que estaban activos, dejaron de funcionar en las direcciones abreviadas https://bit.ly/2R8JCiX y https://bit.ly/2R6mC49.

En ellas se burlaba de las pesquisas de la Fiscalía mexiquense y de las víctimas, hasta el momento tres según las autoridades mexiquenses. Dejó, sin embargo, un mensaje, antes de borrar todo: “MAS LES VALE ESTEN BIEN

ENCERIO HORAS CONECTADO DESDE EL MISMO LUGAR TODOS LOS DIAS, Y NI ASI DAN CONMIGO, PUTA MADRE, LES HARE UN MAPA, POR CIERTO ESTABA UN CUADERNO CON EL NOMBRE DE MIS VPICTIMAS GRACIAS NO SON TRES LLEVO SEIS MAS LAS QUE ME CARGUE POR PASADOS DE VERGA CON MIS MASCOTAS, SOLO QUEDARSE MI CUENTA DE FACE PUDIERON Y ESO POR QUE DEJE LA INFORMACION EN MI CASA SON EL COLMO DE LA MAMADA, EN FIN PARA CUANDO ME ENTREGUE POR QUE NO CREO QUE ME AGARREN HABRE MATADO POR LO MENOS EL DOBLE NEGOCIARE MIS MASCOTAS POR VIDAS HABER SI ASI EN FIN AHORA SI HAY NO(S) VEMOS INCOMPETENTES, PONGANSE A LEER LO QUE LES DEJE ENCERIO TALVES Y SOLO TALVES PREDECIR MIS PATRONES DE PENSAMIENTO DE OTRA MANERA ESTAN LEJOS DE MI CATEGORIA.

La Fiscalía tomó el sábado 8 de diciembre la primera declaración de Óscar García Guzmán. El Monstruo, sentado ante el escritorio de un interrogador, guardó silencio.

Cuéntaselo a todos

Noticias relacionadas

Suscríbete a nuestro boletín de noticias