30 mayo, 2024

Después de la pandemia: música para celebrar

Después de la pandemia: música para celebrar

Miguel Alvarado: texto: Stella Cuéllar: información. Brenda Cano: diseño.

Toluca, México; 23 de abril de 2022

¿Qué pasa cuando un músico graba un disco? No solamente en los estudios de grabación o en las situaciones que directamente atañen a esa producción, sino en el día a día, en lo que sucede en la puerta de atrás, en lo que nadie, excepto el artista, puede ver.

Esto fue lo que se preguntaron los videastas Eduardo Coronado y Jenny López cuando el músico Rokco Arroyo y su banda, Los más buscados, comenzaron a grabar, en 2019, un disco que ha debido esperar dos años para ser promovido debido a que la pandemia del coronavirus resquebrajó también proyectos como éste, y que en este caso impuso un impasse que a estas alturas ya se ha superado.

El documental, sin embargo, ha tomado su propio camino y se presentó en la Cinemateca Luis Buñuel, de la ciudad de Puebla, el 13 de abril, en un ciclo denominado “Inercia Indie” que también convocó a otros artistas y trabajos de corte independiente que combinan el documentalismo y la música, como un trabajo de Mary Mújica acerca de la salud mental cuyo sonido fue creado por Renata Tapia, artistas poblanas, o a los hip-hoperos de Guerrero que cantan en náhuatl y que algunos de sus integrantes son de Guerrero.

– Ahora sí -dice Diana Lara, promotora artística e impulsora de estos proyectos, y que forma parte del Colectivo Ometéotl- estamos arrancando de nueva cuenta este tipo de proyectos, después de una larga espera. Con ella coincide Rokco Arroyo, “el sujeto”, como él mismo se describe, quien apunta que nadie se esperaba una cosa como la pandemia, y refiere que terminaba su primer disco, llamado “Vivir, salir”, en marzo de 2020. Dos semanas después se declaraba la pandemia de coronavirus en México.


Fue en el proceso final de la elaboración del disco cuando comenzó la grabación del documental, Eduardo Coronado y Jenny López, quienes siguieron al músico en algunas presentaciones en vivo y pudieron registrar una parte de los procesos creativos.

– Yo defino a mi música como neo-folk que se nutre de guitarras acústicas. Es algo con tintes westerns siguiendo un poco el rock que ha influido en mi crecimiento. Me influencian músicos como Bob Dylan, aunque me tocó crecer con la lírica de Carlos Arellano, un músico muy reconocido de Puebla. Mi disco está muy en la onda del neo-folk y salió de manera muy natural- señala Arroyo, quien remarca la participación de otros músicos que enriquecieron su propuesta.

Por su lado, el videasta Eduardo Coronado, director del documental, recuerda que se juntaron varios factores como la presencia de la infección. Considera que lo que hace Rokco es algo que se escucha muy poco en México y por eso se decidió a documentarlo. Entrevistó a los involucrados y observó el entorno que rodeaba al músico en ese momento para conocer la opinión de terceros.

– Es el primer gran documental que realizo. El festival de Inercia ha sacado a flote diversos trabajos. La música de Rokco me hace reflexionar mucho. Siento que sus letras se nos quedan y la podemos analizar con el paso del tiempo- dice.

La músico y promotora Diana Lara, con una larga trayectoria en el arte y la escena poblana, e impulsora del festival Inercia Indie, recuerda que no sabía que Rokco Arroyo cantaba, y que lo conoció detrás de los escenarios. Él era el ingeniero que le rentaba el audio hasta que lo escuchó.

-“Dejar atrás a quien me hizo mal, dame conciencia, soledad, dame también humanidad” es una frase de una canción de él que me gusta mucho- señala Diana, quien remarca la necesidad que ella tiene de encontrar a quienes tienen un proyecto que vale la pena.

– ¿Qué se les dice a los artistas independientes como ustedes, que hacen proyectos como éste?

– Que hagan vinculaciones con otros estados, que nos contacten, estamos en las redes sociales. Eduardo Arroyo con la productora Gatos en el Desierto, Diana Lara con la productora Cuarto Ruido. La verdad es que siempre hemos querido hacer equipo con más personas y en más lugares- dice Diana, quien presume el disco de Rokco, cuyo diseño fue realizado por un ilustrador poblano a quien se le conoce como “Conejo Muerto”, toda una autoridad en aquella ciudad. El disco contiene siete canciones y se puede encontrar con Cuarto Ruido, en redes sociales. El disco cuesta 150 pesos porque entendemos la realidad de quienes van a los toquines. Valoramos que asistan, que nos recomienden, que vean el compromiso que le ponemos a nuestro trabajo.

Tags

Cuéntaselo a todos

Noticias relacionadas

Suscríbete a nuestro boletín de noticias