Redacción VcV


Toluca, México, 14 de septiembre de 2020. Los transportistas del Edoméx no pagarán ni un solo peso en impuestos y además recibirán ayuda del gobierno en trámites equivalentes a 420 millones de pesos. El gobierno del priista Alfredo del Mazo publicó en la Gaceta de Gobierno un programa de descuentos y subsidios fiscales a favor de los empresarios del transporte público, que tendrá vigencia a partir del 15 de septiembre, con lo cual termina por confirmar el apoyo absoluto a estos empresarios y el menosprecio a los usuarios, que protestan aún por el aumento al pasaje, autorizado en febrero de este año, cuando el costo pasó de 10 a 12 pesos en el valle de Toluca y en toda la entidad los precios fueron ajustados. Además, es época electoral y el gobierno emanado del PRI se prepara para competir por alcaldías y diputaciones el año venidero, y ya despliega su programa político en apoyo a los próximos procesos de campaña.

Las protestan de organizaciones civiles y se demandó la intervención de la Cámara de Diputados del Edoméx para que por lo menos exhortara al gobernador mexiquense, Alfredo del Mazo, a detener ese incremento. Maurilio Hernández, presidente de la Junta de Coordinación Política de la LX Legislatura, apenas pudo reunirse con Raymundo Martínez, secretario de Movilidad o Transporte -y quien podría ser candidato a la alcaldía de Toluca por el tricolor-, pero ni siquiera trató el tema. El respaldo de la Cámara fue otorgado, también, al sector transportista.

Ahora, la aprobación de descuentos y subsidios a este sector privado la ha justificado De Mazo desde la “afectación” que padeció por la pandemia.
Los subsidios y las condonaciones serán de hasta un 100 por ciento en impuestos y trámites, equivalentes a más de 420 millones de pesos, en beneficio directo a los más de 180 mil concesionarios inscritos en el Registro de Transporte Público.

Según él, esto mejorará el servicio y los usuarios serán los beneficiados.
Esa ayuda también se debe, dijo el funcionario, a que Del Mazo es “muy sensible a la difícil situación económica que padecen los transportistas” y por eso giró instrucciones para establecer los mecanismos jurídicos y administrativos necesarios. Diversos pagos, como la tenencia vehicular, prórrogas, el Impuesto Sobre Adquisición de Vehículos Automotores Usados (ISAVAU) y algunos derechos como el cambio de propietario y baja de vehículos, tendrán subsidios y condonación de hasta un 100 por ciento.

Por la tenencia, los transportistas se van ahorrar en este año un promedio de 175 millones de pesos, mientras que por el concepto de prórrogas dejarán de pagar 183 millones de pesos. A su vez, por derechos e impuestos obtendrán beneficios por casi 62 millones de pesos.

Esta es una ayuda gubernamental nunca antes vista para ese sector.

El subsidio a la tenencia de 2020, aseguró Martínez, será al 100 por ciento para todos los vehículos con concesión de servicio público vigente, sin importar el valor de la factura, siempre y cuando estén al corriente en el pago de la tenencia y el refrendo 2019, para lo cual solamente deberán pagar el refrendo del año en curso.

También se condonará al 100 por ciento la tenencia de este año y los adeudos anteriores al 2019, si los concesionarios pagan la tenencia y el refrendo del 2019, así como el refrendo 2020.

El plazo para ponerse al corriente y obtener dicho beneficio se prolongará hasta el último día hábil de 2020, y en esta situación hay más de 70 mil unidades de transporte público concesionado colectivo y discrecional en su modalidad de taxi.

En cuanto a las prórrogas, los transportistas obtendrán subsidio del 100 por ciento por un año, si sus vehículos se encuentran dentro de la norma o inscritas en un convenio autorizado por la Secretaría de Movilidad y si están al corriente en el pago de la tenencia. Además, las unidades modelo 2018 o más, obtendrán un año adicional de subsidio del 100 por ciento.

También habrá condonación al 100 por ciento en el pago de algunos derechos como cambio de propietario y baja de vehículo. En forma adicional, están contemplados descuentos del 50 por ciento en la reposición de la tarjeta de circulación o el título y expedición o reposición de placas.

Martínez Carbajal mencionó que para quien quiera cambiar su unidad, habrá un subsidio del 100 por ciento en el Impuesto Sobre Adquisición de Vehículos Automotores Usados (ISAVAU) que cobra el gobierno estatal. Las prórrogas provisionales condicionadas que otorgó la Secretaría de Movilidad se extenderán de uno a dos años y solamente los propietarios deberán demostrar que el vehículo que está por sustituirse, autobús, minibús o vagoneta, se encuentre en condiciones de seguridad físico-mecánico, contar con GPS, cámaras de vigilancia y botón de pánico, además de una concesión, en cualquiera de sus modalidades.

Deja un comentario