Redacción VCV

Toluca, México; 16 de marzo de 2020. Desde hace dos fines de semana se estableció un cerco sanitario en las cárceles mexiquenses a fin de evitar la propagación de coronavirus entre los internos y personal de seguridad además de adoptarse medidas de seguridad en el día de la visita familiar de todos los establecimientos penitenciarios de la entidad.

De acuerdo con las autoridades, en caso de ser necesario se suspenderán las visitas familiares los próximos fines de semana hasta estar superada la contingencia, con el objetivo de preservar la salud de los más de 30 mil 500 internos y sus familias, aplicando las medidas de distanciamiento social que sugieren los expertos.

Como medidas extraordinarias y apoyo entre internos y sus familiares, se prevé horarios adicionales para que los familiares entreguen los productos de uso y aseo personal autorizado, en tanto, se ampliarán los horarios de uso de teléfonos desde el interior de los establecimientos penitenciarios para facilitar la comunicación.

Deja un comentario