Estas cirugías se llevan a cabo una vez que, mediante estudios de valoración, se constata que el cáncer ha desaparecido. Además, para reducir los riesgos de complicaciones en la cirugía y posteriores a ella, se realizan valoraciones para controlar enfermedades crónicas, como diabetes o hipertensión.

Redacción VcV
Toluca, México; 15 de octubre de 2019. Especialistas en cirugía plástica reconstructiva del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM) han realizado desde septiembre de 2017 a la fecha, al menos 50 intervenciones quirúrgicas para beneficio de mujeres que perdieron sus senos como consecuencia del cáncer mamario.
 
De acuerdo con la dependencia, los  servicios se ofrecen de manera gratuita en la Clínica de Reconstrucción de Glándula Mamaria del Centro Médico “Lic. Adolfo López Mateos”, donde también se proporcionan tratamientos y rehabilitaciones que duran hasta 12 meses en promedio.
 
Con motivo del Día Nacional de la Reconstrucción Mamaria, que este año se conmemora el 16 de octubre, el ISEM destacó que las mujeres que han sido beneficiadas mejoran su autoestima, reducen el estrés y pueden retomar sus actividades cotidianas.
 
Estas cirugías se llevan a cabo una vez que, mediante estudios de valoración, se constata que el cáncer ha desaparecido. Además, para reducir los riesgos de complicaciones en la cirugía y posteriores a ella, se realizan valoraciones para controlar enfermedades crónicas, como diabetes o hipertensión.
 
Este tipo de operaciones se pueden efectuar en dos modalidades; una de ellas consiste en intervenir a la paciente utilizando su propia piel, tejido graso y músculos, y la otra se realiza a través de la colocación de implantes mamarios de última generación.

Cabe señalar que de conformidad con el Instituto de Investigaciones Biomédicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el cáncer de mama es la primera causa de muerte por tumores en mexicanas, con un promedio de 10 decesos diarios. Asimismo el ISEM ha señalado que quienes amamantan a sus bebés tienen menos riesgo de desarrollar la enfermedad.

En agosto del año corriente la institución señaló contar con un programa permanente de mastografías gratuitas, mismo que según la institución ha practicado más de 64 mil 800 durante el primer semestre del año, además de 742 ultrasonidos y 196 biopsias, lo que ha permitido detectar un total de 92 mujeres con el padecimiento.

Por ello exhorta a las mexiquenses a mantener una alimentación saludable, realizar actividades físicas, explorar sus senos una vez al mes y acudir a la unidad de salud más cercana si notan diferencias en la forma de los pechos, coloración en la aureola, presencia de bultos o cambio en la textura de la piel, así como hundimientos o secreción anormal.

Deja un comentario