Redacción VCV Noticias.

Toluca, México; 12 de agosto de 2019. Sólo el 6.4 por ciento del transporte público en el Estado de México, cerca de 10 mil 800 camiones, taxis y combis, posee medidas de seguridad, sistema de videovigilancia, botones de pánico o sistema GPS integrado que permitan brindar seguridad a los usuarios.

Desde el inicio de la gestión de Del Mazo, el 16 de septiembre de 2017, en el Edoméx han sido 10 mil 800 las unidades de transporte pertenecientes a 349 empresas las que han implementado alguna de las medidas de seguridad establecidas en la Gaceta del 20 de Marzo de 2018. El parque vehicular de este sector en la entidad es de 168 mil vehículos.

De acuerdo con datos del gobierno mexiquense, la cantidad de unidades con sistema de seguridad en abril de este año era de 8 mil 200 (el 4.8 por ciento del total en aquel mes), por lo que en cuatro meses el número de camiones, taxis o combis con estos dispositivos aumentó un 31.7 por ciento.

El gobernador también dijo, en un evento de entrega de 30 unidades ecológicas realizado ayer en Melchor Ocampo, que se han renovado 32 mil unidades que tenían 10 o más años en circulación, cantidad que en total representa el 19 por ciento del pulpo camionero actual. La cantidad es un poco mayor a los informes de abril, cuando Raymundo Martínez Carbajal, secretario de Movilidad, indicó que habían sido 26 mil 200 vehículos los sustituidos. Así los datos, el incremento de camiones, taxis y combis nuevas ha sido del 22 por ciento.

La crisis del transporte mexiquense, un servicio que el Estado ha delegado a particulares; que se encuentra desgastado, anquilosado en el rendimiento de los dueños en detrimento de los operarios y de los usuarios, con unidades viejas y que generan gases de efecto invernadero que dañan la atmósfera, también se patentiza en la cantidad de unidades que son piratas.

Son 69 mil de 168 mil las concesiones que operan en la irregularidad, cantidad que indica que cuatro de cada diez camiones, taxis o combis prestan el servicio sin los requisitos que la ley establece para hacerlo. A ellos se deben sumar los taxis colectivos, los mototaxis y bicitaxis que recorren las zonas rurales y los sectores marginales de las zonas urbanas de la entidad, así como los 2 mil camiones que son operados por personas que no los tienen a su nombre.

Sin embargo, las renovaciones de las unidades y la instalación de los botones de pánico no han disminuido la incidencia delictiva en los últimos dos meses en Edoméx. En camiones se cometieron 793 atracos en abril, 895 en mayo y 827 en junio; en transporte individual 369, 635 y 569 respectivamente. Sólo los hurtos en transporte público individual decrecieron: 78 en abril, 88 en mayo y 71 en junio, según el Secretariado Ejecutivo Nacional.

También te puede interesar:

Deja un comentario